Rocky

Ro, te fuiste hace casi tres meses pero parece que ese sábado tan triste fuera hoy. La casa quedó fría, triste, sola, vacía… Te llevaste las risas, los besos, los juegos, las travesuras, los recibimientos, los saludos al irnos a dormir, las movidas de cola y los ladridos para “ir a la calle”.

Te extrañamos más de lo que nos imaginábamos. El solo hecho de pasar y no verte en la puerta… No sabes! Todo el barrio pregunta x vos y te saludan al pasar.

Te amamos y te vamos a extrañar para siempre. Descansá loquito. Después de 15 años te lo mereces. Fueron los + felices. Andá con Iván y Sasha y cuiden de nosotros. Besos y más besos. Mamá, Papá y Hermana.

Sin Comentarios